Ir al contenido

Un reconocimiento internacional

Itinerarios culturales: Las rutas europeas del emperador Carlos V

logo-2.jpg

La red Las rutas europeas del Emperador Carlos V es reconocido por el Instituto Euroeo de Itinerarios Culturales del Consejo de Europa, con base en Luxemburgo. Este itinerario turístico e histórico reúne los lugares que han marcado el reino de Carlos V y las ciudades que ha atravesado para finalmente llegar a Yuste, el monasterio donde se retira después de haber abdicado en Bruselas en 1555.

Bruselas : la ciudad dónde Carlos V pasó más tiempo ; el palacio de Coudenberg, dónde residió, pero igualmente el Ommegang y el Carolus Festival (coordinado por Visit Brussels), son socios bruselenses de este itinerario cultural. La red Las rutas europeas del Emperador Carlos V reúne actualmente más de 50 ciudades y sitios históricos, situados en once países.

Esta iniciativa quiere valorizar el Patrimonio y la Historia de los diferentes socios respetando los criterios dictados por el Consejo de Europa.

Asociación de Residencias Reales Europeas

Logo ARRE

Desde el año 2001, el Coudenberg es miembro de la Asociación de Residencias Reales Europeas

Esta red europea se inscribe en el marco de las iniciativas destinadas a poner en relieve el patrimonio cultural europeo común. En ella, el palacio de Coudenberg es un actor de la historia europea reconocido por sus iguales. 

En la actualidad, la red reúne los palacios de Europa más prestigiosos y cargados de historia. Entre ellos se encuentran los castillos de Versalles y Chambord, los de Torino y Piamonte, el de Nápoles, y el de Rosenborg en Dinamarca, el palacio de Postdam en Alemania, los palacios de Schönbrunn y Hofburg en Viena, así como Hampton Court en Inglaterra 

El nuevo programa de actividades de la Asociación de Residencias Reales Europeas tiene como objetivo principal la sensibilización del público joven al patrimonio europeo.

Sello del Patrimonio Europeo

El Coudenberg recibió en 2007 el Sello del Patrimonio Europeo. Este reconocimiento pretende poner en relieve los lugares de interés que participan en la difusión de la noción de herencia europea y que contribuyen, de este modo, a reforzar el sentimiento de adhesión de los ciudadanos europeos a una identidad común, favoreciendo su sentimiento de pertenencia a un espacio cultural europeo.